Está Leyendo
Estudio ATLANTIS: Utilización de DOAC post-TAVI
MedEcs - Integración es Conocimiento

Estudio ATLANTIS: Utilización de DOAC post-TAVI

Alfonsina Candiello

Los eventos trombóticos y hemorrágicos luego del implante valvular aórtico percutáneo (TAVI) son frecuentes y afectan negativamente la sobrevida a corto plazo y la trombosis valvular por su parte, aumenta los riesgos potenciales de este procedimiento.

En pacientes que no requieren anticoagulación oral (ACO) y en ausencia de angioplastia reciente, el tratamiento con un antiagregante es la opción más segura.

No existe evidencia de que los anticoagulantes directos (DOAC) puedan reemplazar al tratamiento antiagregante o a los antagonistas de la vitamina K (AVK) post-TAVI.

Durante la primera sesión de Late-Breaking Clinical Trials del ACC-21, Jean-Phillippe Collet presentó los resultados del estudio ATLANTIS estudio randomizado diseñado para demostrar la superioridad del apixabán comparado con el tratamiento estándar, ya sea antiagregación plaquetaria o AVK post-TAVI.

Luego de un TAVI exitoso, 1510 pacientes fueron estratificados de acuerdo con la indicación de ACO y randomizados a apixabán 5 mg dos veces al día vs AVK (estrato 1: en pacientes con indicación de ACO, n=451) o apixabán 5 mg dos veces al día vs antiagregación plaquetaria dual (57%) o única (15%)  (estrato 2: pacientes sin indicación de ACO, n=1049).

El punto final primario fue el combinado de muerte, infarto agudo de miocardio, accidente cerebrovascular, embolia sistémica, trombo protésico o intracardiaco, episodio de trombosis venosa profunda o tromboembolismo de pulmón o sangrado mayor a lo largo de 1 año de seguimiento.

Con respecto a las características basales, la edad media de los pacientes fue de 81 años, con un STS score de 5%, y 27% de fibrilación auricular.

En la población global, los investigadores no encontraron diferencias en el punto final primario entre el grupo apixabán vs tratamiento estándar (HR 0.92; IC 95%: 0.73-1.16).

Tampoco observaron diferencias en el punto final primario excluyendo trombosis valvular (HR 1.12; IC 95%: 0.88-1.44) o en la ocurrencia de sangrados entre el grupo apixabán y el tratamiento estándar.

 

No hubo diferencias en el punto final primario en el estrato de pacientes con indicación de ACO (HR 1.02; IC 95%: 0.68-1.51), como así tampoco en el grupo que no tenia indicación de (ACO HR 0.88; 0.66-1.17).

En el estrato de pacientes sin indicación de ACO se observó numéricamente más mortalidad no cardiovascular comparado con la antiagregación estándar.

Con respecto a la trombosis valvular en la población global se observó una menor ocurrencia de este evento con apixabán comparado con el tratamiento estándar (1.1% s 4.7%, HR 0.23; IC 95%: 0.11-0.50), a expensas de una menor ocurrencia en el estrato 2 (apixabán 1.1% vs antiagregación plaquetaria 6.1%; HR 0.19; IC 95%: 0.08-0.47), sin cambios en el estrato 1 (apixabán 0.9% vs 1.3% AVK; HR 0.67; IC 95%: 0.11-4.04)

 

¿Qué podemos recordar?

Apixabán luego de un TAVI exitoso no es superior al tratamiento antitrombótico estándar en términos de beneficio clínico neto, globalmente y de acuerdo a la indicación o no de anticoagulación.

La trombosis valvular subclínica fue menor con apixabán, a expensas del grupo de pacientes sin indicación de anticoagulación.

En los pacientes sin indicación de anticoagulación se observó numericamente mayor mortalidad no cardiovascular con apixabán comparado con tratamiento antiagregante

Reaccione a este Artículo
Reacts Excelente
4
Reacts Muy Bueno
1
Reacts Bueno
0
Reacts Regular
0
Reacts Malo
0
Comentarios (1)

Escribe una respuesta


© 2020 Medecs. Todos los Derechos Reservados.